Connect with us

Puerto Rico

Agenda pendiente en la Legislatura sobre el cannabis medicinal

El futuro del cannabis medicinal y recreativo y el cultivo del cáñamo presenta distintos escenarios durante el próximo cuatrienio

Carlos 'Charlie' Delgado, candidato a la gobernación por el PPD, quien propuso imponer un arbitrio al cannabis y al cáñamo para financiar las pensiones de las personas retiradas y empleados públicos.

Por Miguel Díaz Román
Especial para Crónicas

Tras el anuncio del candidato a la gobernación del Partido Popular Democrático (PPD), Carlos ‘Charlie’ Delgado, quien propuso imponer un arbitrio al cannabis y al cáñamo para financiar las pensiones de las personas retiradas y empleados públicos, han surgido opiniones sobre la conveniencia de gravar un medicamento que ya está sujeto al impuesto de ventas y uso (IVU), cuya tasa es del 11.5%, y que anticipa un debate candente si finalmente se concreta un proyecto de ley con ese objetivo.

De hecho, el futuro del cannabis medicinal y recreativo y el cultivo del cáñamo presenta distintos escenarios durante el próximo cuatrienio según la visión prevaleciente entre el liderato del PPD y del Partido Nuevo Progresista (PNP), que son los partidos mayoritarios con oportunidades reales de prevalecer en las elecciones generales del 3 de noviembre.

Delgado dijo que ya se ha reunido con representantes de la industria del cannabis medicinal y aseguró que estos no se han opuesto al propuesto impuesto. El candidato a la gobernación por el PPD justificó la imposición de este arbitrio debido a los ingresos “billonarios” que obtiene la industria del cannabis medicinal y el cáñamo a nivel internacional y en los Estados Unidos.

Según el Departamento de Hacienda, en el 2017 los recaudos del IVU por las ventas del cannabis medicinal ascendieron a $1.1 millones, pero en el 2018 los recaudos experimentaron un aumento de 413%, alcanzando los $6.03 millones. En el 2019, los recaudos tuvieron un alza de 151%, con ingresos de $15.1 millones. En los primeros siete meses del 2020, de enero a julio, Hacienda recaudó $11 millones, un alza de 142.2% con respecto al año anterior para el mismo periodo en el ascendieron a $7.7 millones.

El ex secretario de Hacienda, Juan Zaragoza, quien es candidato por acumulación por el PPD al Senado, sostuvo que la propuesta de Delgado “no suena mal”, pero advirtió que por ser el cannabis medicinal un producto que se consume por recomendación médica “será necesario hacer un balance fino entre el potencial de ingresos y el peligro de contraer la demanda”, ya que un impuesto demasiado alto puede provocar que la gente se mueva a usar otras alternativas médicas.

Zaragoza dijo que la conveniencia de gravar un medicamento que ya está sujeto al IVU requiere de un análisis riguroso, pero sí se manifestó a favor de gravar el cannabis recreativo ante el escenario hipotético de que en algún momento el gobierno se inclinara a favor de aprobar esta alternativa. 

“Si es cannabis recreativo, es una compra opcional y el estado puede ser más agresivo a la hora de imponer impuestos”, dijo Zaragosa, quien conoce sobre los enormes recaudos que genera el cannabis recreativo tanto en los Estados Unidos  como en otras partes del mundo. 

PNP radicaría medidas nuevamente 

El representante del PNP Jorge Navarro Alicea, quien se tornó en figura protagónica en la Legislatura por su empeño de imponer más restricciones a la industria del cannabis medicinal, indicó que el PNP no impondría otro impuesto al cannabis medicinal.

“Eso no va. Con nosotros (el PNP) eso no pasará. Todo se quedará igual, como está ahora”, dijo.

Explicó que se radicaría nuevamente el Proyecto de la Cámara 2512, que Navarro presentó junto al representante Gabriel Rodríguez Aguiló, que aumentaría las responsabilidades para reglamentar y fiscalizar la industria de parte del director ejecutivo de la Oficina de Cannabis Medicinal, adscrita al Departamento de Salud, y del personal a su cargo. Permitiría, además, que el gobernador nombre a tres de los nuevos miembros de la Junta, pero ninguno de ellos podrá tener intereses en la industria, ni tampoco sus familiares hasta el cuarto grado de consanguinidad. 

También establecía como requisitos determinados equipos tecnológicos para el rastreo y la fiscalización de los productos y cultivos de cannabis con el fin de impedir el lavado de dinero y otras actividades presuntamente ilegales.

Navarro Alicea dijo que no existe ambiente en el PNP para el cannabis recreacional y sobre el cáñamo, “hay que esperar a ver cómo se desarrolla”.

Continue Reading
Click to comment

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Twitter

Facebook